<
 
 
 
 
×
>
hide You are viewing an archived web page, collected at the request of Greenpeace International using Archive-It. This page was captured on 06:04:47 Apr 22, 2020, and is part of the Greenpeace Archive collection. The information on this web page may be out of date. See All versions of this archived page. Loading media information

Deben detener México y HK pesca y tráfico de totoaba para salvar a vaquita

Agrega un comentario
Boletín de prensa - 23 junio, 2015
- La población de vaquitas disminuyó en un 31 por ciento de 2011 a 2013 y hasta en un 42 por ciento entre 2013 y 2014, según científicos - Comercio ilegal de vejigas de totoaba lleva a cetáceo mexicano a extinción

México DF. El gobierno de Enrique Peña Nieto debe detener ya la pesca ilegal y el tráfico de vejigas de totoaba hacia China si quiere impedir la extinción de la vaquita marina, aseguró Greenpeace México, luego de la divulgación del más reciente informe del Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita (CIRVA), el cual alerta de la alta probabilidad de que sean menos de 97 vaquitas las que quedan en México (1).

“Es urgente que el gobierno mexicano y chino escuchen y atiendan las recomendaciones del CIRVA. Es indispensable tomar medidas radicales para revertir esta tendencia”, aseguró la responsable del programa de Océanos de Greenpeace México, Silvia Díaz.

De acuerdo con el documento, revelado el viernes, la población de vaquitas disminuyó en un 31 por ciento de 2011 a 2013 y hasta en un 42 por ciento entre 2013 y 2014, datos que indicarían una disminución mayor a la prevista anteriormente - de18.5 por ciento anualmente- con los que se había estimado sólo quedaban 97 vaquitas (2).

“Los nuevos datos son alarmantes. Es indispensable atacar de lleno las causas que están incrementando el declive, principalmente la pesca ilegal de totoaba, en cuyas redes queda atrapada de forma incidental la vaquita”, añadió Díaz. Según el CIRVA, esta pesca ilegal es la principal causa de la disminución en la población de la vaquita. Esta especie es capturada para su comercio ilegal en Asia.

Greenpeace documentó en mayo la existencia de un mercado ilegal y global de la vejiga de totoaba, producto altamente cotizado en Hong Kong y China, lugares donde una sola vejiga puede alcanzar precios que van de los 60 mil a los 600 mil dólares, según testimonios recabados de forma encubierta en varias de las tiendas donde se vende el producto. Greenpeace grabó con cámara oculta los testimonios de traficantes en Hong Kong, quienes también revelaron que dicha región es la puerta de entrada del producto hacia China meridional (3).

“Las autoridades de Hong Kong deben también detener el tráfico de totoaba”, aseveró Díaz. “El mismo CIRVA pone nuevamente de manifiesto la urgencia tomar acciones radicales ya”.

El reciente informe del CIRVA detalla que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) realizará a mediados de este año un nuevo programa de monitoreo acústico para precisar el número de vaquitas en el Alto Golfo.

"Es indispensable que este monitoreo se implemente a la brevedad y de forma permanente, necesitamos tener certeza de cuál es el estado de la población de vaquitas para poder protegerlas”, añadió Díaz. “No hay tiempo que perder, las medidas de protección para la vaquita anunciadas en abril por Peña Nieto (4) deben ser puestas en marcha con efectividad y se le debe dar seguimiento sobre todo en lo relativo a la seguridad y vigilancia de la nueva área de refugio de la vaquita donde aún se han detectado pescadores de totoaba”.

Greenpeace reconoce el trabajo del CIRVA y suscribe sus demandas:

-Recomendación para que el gobierno de México dé seguimiento a la promulgación y cumplimiento de normas de emergencia en torno al establecimiento de la zona de exclusión de redes y comience un proceso para que estas medidas sean de carácter permanente. 

-Incrementar el refuerzo en la seguridad y medidas de vigilancia especialmente en las noches, para garantizar la eliminación de las redes agalleras en el polígono de protección de la vaquita. La posesión y transporte de redes agalleras por tierra y mar debe prohibirse. 

-Recomendación para que se apliquen todas las herramientas disponibles dentro y fuera de México para detener la pesca ilegal, especialmente de la totoaba y la comercialización de sus productos.

-Incrementar los esfuerzos para desarrollar e introducir nuevas alternativas de redes de pesca en las comunidades afectadas por la zona de exclusión.

-En concordancia en el estándar mexicano 002, publicado en junio de 2013, el cual ordena la sustitución de redes de enmalle de camarón por otras alternativas, el gobierno mexicano debe anunciar la prohibición permanente de redes de enmalle. 

-Recomendación para la agilización de entrega de permisos para pesca con redes no de enmalle.

-Recomendación enfática para que los programas de monitoreo acústico continúen indefinidamente, con respaldo financiero adecuado para determinar si los esfuerzos de mitigación están funcionando.

Notas al editor

1.- Informe de la Sexta Reunión del Comité Internacional para la Recuperación de la Vaquita. Ver en: https://drive.google.com/open?id=0B-FztwBmRXttN1JqWU5IalJ3QWM&authuser=0

2.- Reporte de la Quinta Reunión del Comité Internacional para Recuperación de la Vaquita (Cirva-5), elaborado por la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas / SEMARNAT, World Wildlife Fund México y la US Marine Mammal Commission y publicado en julio de 2014. Ver en  http://207.248.177.30/mir/uploadtests/34023.177.59.1.20140708%20Report%205ta%20Reuni%C3%B3n%20del%20CIRVA.pdf

3. Las grabaciones y testimonios con cámara oculta pueden ser consultados y descargados en: http://bit.ly/1KyCqDh

4.- Las medidas pueden ser consultadas en: http://saladeprensa.semarnat.gob.mx/index.php/noticias/2135-se-establecen-medidas-de-proteccion-para-la-vaquita-marina

Contactos de prensa: Miguel Soto al 56879595 Ext. 103 // Cel. 044 55 14853578  , en la página www.greenpeace.org y en TW: @PrensaGPMX

Greenpeace es una organización ambientalista, global, multicultural, no gubernamental e independiente política y económicamente, pues no recibe donativos ni presiones de empresas, gobiernos ni partidos políticos. Actúa para proteger el medio ambiente, promover la paz y la justicia social y ambiental y para cambiar actitudes y hábitos. Trabaja mediante campañas para: promover las energías limpias y mitigar el cambio climático; defender los océanos de la sobreexplotación y la contaminación; proteger los bosques y a las personas que viven en ellos; evitar la liberación de transgénicos al ambiente y promover una agricultura sustentable; crear un futuro libre de tóxicos y promover la justicia ambiental y la paz.